Taralli
Molise

Ingredientes:

  • 1 Kg. de harina,
  • 20 g de semillas de hinojo,
  • 2 vasos de vino blanco,
  • 1 vaso de aceite de oliva virgen extra,
  • sal

Colocar la harina sobre la mesa de trabajo, hacer con la mano un hueco en el centro, colocar en él las semillas de hinojo, el aceite y, poco a poco, el vino. Salar y comenzar a amasar la harina con un tenedor para mezclar bien los ingredientes; trabajar luego todo con las manos hasta obtener una masa homogénea, posiblemente añadiendo un poco de agua para suavizarla. Formar muchos bastoncillos del grosor del dedo meñique, largos 15-20 centímetros; unir las dos extremidades, obteniendo así muchas “rosquillitas”. Dejarlas en reposo durante unos 15 minutos sobre un trapo, luego sumergirlas en el agua hirviendo: cuando suban a la superficie, escurrirlas con una espumadera, dejar que se sequen sobre un trapo y luego meterlas al horno a 200°C durante unos 20 minutos. Dejar que se enfríen antes de servirlas.

Esta es sólo una de las numerosas variantes de “taralli”, que en Molise representan una receta de casi todos los días. Sea dulce que salda, acompañan los más variados tipos de platos, además de ser también deliciosas solas o, aún mejor, empapadas con un buen vino de la región.

 

© Toni Oliver. Prohibida la reproducción del contenido de esta Web sin la autorización del Autor.